30.6.17

La Guardia Civil denuncia a 17 establecimientos en Tarragona por vender semillas de cannabis sin etiquetado ni precinto oficial

Agentes de la Guardia Civil del Servicio de Protección de la Naturaleza (SEPRONA) y de las Patrullas Fiscales Territoriales (PAFITEs) de Tarragona, han llevado a cabo diversos operativos de inspección a establecimientos dedicados a la venta de productos destinados al cultivo de la planta de la especie "cannabis Sativa L", conocida comúnmente como cáñamo, al detectar de forma generalizada la venta sin etiquetado y sin garantías de trazabilidad del producto para el consumidor final.


Como consecuencia de una inspección fiscal realizada a primeros de marzo del actual, en un local comercial del tipo "GrowShop" de la localidad de Torredembarra, donde se descubrieron diferentes variedades de semillas de cáñamo que se estaban comercializando básicamente para el cultivo ilícito del cannabis, se procedió a la ejecución de diferentes operativos al objeto de evitar que la comercialización de estas semillas derive en plantaciones de cannabis de cuya resina, tallos, hojas y flores se elaboren drogas ilegales como el hachís o la marihuana.


Durante los meses de mayo y junio se inspeccionaron 17 establecimientos comerciales "GrowShop" en diferentes localidades de la provincia de Tarragona, donde se vendían semillas de cáñamo de procedencia desconocida, algunas de plantaciones ilícitas o de autoconsumo y en otros casos a través de empresas legalmente constituidas que emitían facturas donde se repercutía un impuesto reducido que está reservado exclusivamente a los casos de agricultura y flores y plantas ornamentales.


Teniendo en cuenta las variedades de cáñamo que se comercializaban, estas generan una vez finalizado su proceso de floración, un THC (Tetrahidrocannabinol) superior al 0'2%, entre un 15 y un 20%. Mientras que únicamente se autorizan las que garanticen una producción inferior a ese 2% y se destinen a la producción industrial o textil y bajo supervisión y control.


Por dicho motivo se procedió a la intervención 26.088 semillas de la especie "cannabis Sativa L", con un valor aproximado de 170.000 €.


Como resultado de las inspecciones practicadas, se detectaron un total 81 infracciones, 58 a la Ley 30/2006, que regula las semillas y las plantas de vivero, 4 a la normativa de consumo, 7 al Real Decreto 1311/2012 que regula la venta de productos fitosanitarios, 4 a la Ley 4/2015 de protección de la seguridad ciudadana, por tenencia de droga, 5 a la Ley 37/1992 del impuesto sobre el valor añadido y 3 a la Ley Orgánica 12/1995 de represión del contrabando.


Normativa


La normativa obliga a que las semillas de cualquier tipo, incluidas las de cannabis, estén etiquetadas por el departamento competente del Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino como "semillas certificadas" para ser autorizadas con fines industriales y de alimentación.


Por otra parte la Ley que regula el cultivo y la producción, dispone que ninguna persona física o jurídica pueda dedicarse al cultivo de plantas destinadas a la producción de estupefacientes o que se puedan emplear como tales.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada

Els comentaris es moderen tots.